Equipo

Investigación

Jornadas Cuerpo, Representación y Escena 

Convocados por el ánimo de reunir al arte y al pensamiento, la organización de las Jornadas Cuerpo, Representación y Escena ha propiciado este particular entramado de poner en escena al pensamiento y, a su vez, poner en reflexión a la práctica artística. Así se ha estimulado a propiciar la dimensión estética de la teoría, tanto como la condición conceptual de la praxis, albergando la inquietud de una fecundación recíproca entre los aportes provenientes de la filosofía, el psicoanálisis, la antropología, la historia, en reflejo y estímulo con artistas escénicos, tanto en su condición de maestros como aprendices. La expectativa que se renueva en cada edición y que se advierte en el efecto de cada una de ellas, es hacer posible la espacialización de la reflexión teórica, así como la necesaria presencia de los conceptos, de las ideas, de la instancia teórica que comprende, organiza y abastece a las prácticas en sus distintos formatos y lenguajes.

Desde la cuarta edición pensamos en tener una suerte de dossier, de núcleo convocante que en ese caso ha sido la expresión: La representación en la Banda de Moebius, esta consigna oficiaba como referencia para entender a la representación girando desde un lado que es el de la trama de creación hacia el otro que es el de su puesta en escena; pero también es el interjuego de la doble asignación del término representación: como concepto y como interpretación escénica. 

La Jornada Cuerpo Representación y Escena en su V edición ha tenido como eje de reflexión al doble y sus variantes, los espejos, los espectros, a todo aquello que exprese la lógica y dinámica de la dualidad puesta en escena. Ya desde la primera jornada se la concibió como un encuentro reflexión que articule a estas tres instancias -cuerpo, representación y escena- referidas al arte que se concibe, se compone y se interpreta desde la vinculación de ellas. Este año tuvimos tres mesas que ponían en cuestión al cuerpo y su duplicidad, sus extensiones, sus prótesis, como valor escénico, dramatúrgico y poético. Contamos con la presencia de Ana Longoni, Angel Castello y Facundo Chamorro que junto a Marta Lantermo, docente del Instituto y Ana Alvarado, Directora del Área de Teatro, Títeres y Objetos compartieron el encuentro. Ana Longoni, desde una perspectiva histórica, crítica y curatorial analizó al espectro como simulacro que representa al cuerpo y al sujeto mismo del desaparecido; en esa mesa Marta Lantermo presentó una ponencia sobre sus investigaciones sobre la técnica Alexander y sus posibles aplicaciones en la formación y conformación del artista escénico; a su vez, Ana Alvarado presentó un fragmento de su obra Munchaussen. En cuento a Castello, hizo una exposición del concepto de Psyché en la Grecia Antigua focalizándose en el canto XI de la Odisea; luego de la presentación de la obra Amorfo el Golem que dirigió Hernesto Mussano, Chamorro presentó sus observaciones y comentarios de la misma bajo un perspectiva psicoanalítica.

Para su VI edición en el año 2017 el tema sugerido será pensar al silencio y al vacío como operadores de la puesta en abismo del arte y el pensamiento.